Lo Más Reciente

Emma Watson cambió de opinión sobre el feminismo

Emma Watson cambió de opinión sobre el feminismo

Entre muchas cosas, Emma Watson es reconocida como una actriz que lucha por la igualdad de género, pero también es humano y su opinión sobre ser una 'feminista blanca' ha cambiado.

En 2015, cuando un fan le preguntó a la actriz si era una 'feminista blanca' ella respondió en su cuenta de  Twitter:

«El feminismo blanco implica una exclusión de mujeres negras de este movimiento que encuentro sorprendente, porque mis jefes (y las personas que me dieron este trabajo) son dos mujeres negras». 

Watson fue criticada por esta respuesta por implicar que trabajar con mujeres negras la hacía automáticamente una heroína o una experta en raza y feminismo.

La actriz ha tocado el tema de feminismo tanto en discursos de la ONU, como en los papeles que ha aceptado en su carrera como actriz. También tiene un club de lectura feminista para que el recientemente escribió una carta en el que admitió que ha cambiado su opinión sobre este tema.

En la carta, en la que habla del primer libro de su club para 2018, Why I’m No Longer Talking to White People About Race, de Reni Eddo-Lodge, toca el tema de sus privilegios como una 'feminista blanca'.

«En 2015, cuando di mi discurso en la ONU dije mucho sobre la idea de que ser una feminista blanca es 'simple, fácil, sin problema' he aprendido desde entonces que ser una feminista es mucho más que una elección o una decisión. Es una interrogante de uno mismo. Cada vez que creo que he descubierto todas las capas de esto, siempre hay otra que abrir». 

«Pero también entiendo que los viajes más difíciles a veces son los que más valen la pena (...) cuando me escuché a mi misma que me llamaron una 'feminista blanca' no lo entendía, ¿cuál era la necesidad de definirme, o a quien sea en ese caso, como una feminista por raza?, ¿que significaba esto?, ¿me estaban llamando racista?, ¿el movimiento feminista está más fracturado de lo que pensaba?, empecé a espantarme».

Watson agregó que usó este momento para reflexionar y cómo oportunidad para aprender.

«Hubiera sido mucho más útil tomar tiempo para preguntarme: ¿cómo me he beneficiado de ser blanca?, ¿de qué formas apoyo a un sistema que estructuralmente es racista?, ¿cómo la raza, clase y género han afectado mi perspectiva? Parece que hay muchos tipos de feministas y de feminismo. Pero en lugar de ver esas diferencias como decisivas, pude haberme preguntado si definir esto realmente me estaba empoderando y dándome un mejor entendimiento. Pero no sabía si hacer estas preguntas».

Watson no es la primera mujer en llegar a esta conclusión, o la primera en admitir esto públicamente. Muchas feministas, especialmente de raza negra, han tocado el tema de cómo el color de la piel y el estatus beneficia a muchas mujeres dentro del feminismo.

«Cada quien tiene su propio camino y no siempre es fácil, pero lo que puedo prometerte es que conocerás a personas extremadamente cool que realmente amarás, respetarás y que te acompañarán en tu camino», escribió, «no estás solo y aunque lo estés en un algún momento, recuerda que vienes de una larga fila de feministas que han trabajado tanto en el mundo real como en si mismas. Aún tenemos que hacer que el 2018 esté lleno de interseccionalidad». 

Por: MARIANA TINOCO.
Vía: iMUJER.