Lo Más Reciente

6 formas en las que puedes apoyar a tu hijo a hacer amigos en la escuela

6 formas en las que puedes apoyar a tu hijo a hacer amigos en la escuela

Los amigos son esenciales para la vida de tu hijo, ellos le pueden ayudar a adaptarse más fácilmente, a sentirse bien consigo mismo, a desarrollar su confianza y comprender el mundo que los rodea. Por eso es importante que no subestimes el valor de sus primeras amistades.

Pero, ¿qué pasa si tu hijo no es muy sociable? ¿Si jamás te habla de sus amiguitos y la mayoría del tiempo lo ves solo? Quizá necesita que le enseñes cómo ser más sociable y que lo alientes a confiar en sí mismo.

Como madre, hay varias formas en las que pueden ayudar a su hijo a hacer amigos y a tener una vida mucho más feliz.

#1 Observa a tu hijo


Lo primero que debes hacer es observar a tu hijo para entender cómo socializa en sus diferentes entornos. Asiste a una de sus clases (de la escuela o independientes) y presta mucha atención a cómo tu pequeño se lleva con los demás niños, si se acerca a ellos y platica o no.

De esa forma podrás descubrir si se queda solito, si le tiene miedo a los grupos grandes o no quiere hablar en público. Dependiendo de su comportamiento, decide dónde enfocar tu atención: si en enseñarle cómo acercarse a las personas o en motivarlo a confiar más en sí mismo.

#2 Sé un modelo


En la mayoría de los aspectos de su vida, tu pequeño aprende con el ejemplo. Hazte consciente de la forma en la que interactúas con los demás, cada vez que inicies una conversación con tu vecino o un amigo se amable, sociable, platica; tu hijo verá cómo lo haces y te “copiará”.

#3 Práctica con tu hijo


Si a tu pequeño le cuesta trabajo iniciar conversaciones, práctica durante la comida o antes de dormir temas de los que él pueda conversar con los otros niños. Prueba diferentes opciones hasta que encuentres algo de lo que hable naturalmente y le fluyan ideas.

#4 Bríndale un buen comienzo


Si tu hijo quiere jugar algún deporte o tomar una clase, pero no se anima porque le dan miedo las multitudes, entonces apóyalo para que tenga un buen comienzo. Puedes acompañarlo en las primeras clases para mostrarle que todo está bien o inscribirlo a grupos que no estén llenos.

#5 Reconoce su esfuerzo


Ante el más leve progreso que tu hijo tenga al socializar (por ejemplo si te platica que ya tiene un nuevo amigo) asegúrate de reconocer su esfuerzo. Dile lo orgullosa que estás de él y muestra interés por cómo logró esa amistad, pregúntale qué es lo que hacen en el recreo, etc.

#6 No lo compares


Se objetiva sobre la personalidad de tu hijo, él es único. Que tú, tu pareja u otros niños hagan cientos de amigos, no significa que tu pequeño esté mal. Evita frases como “mira, aquel compañerito sí es sociable” o “yo a tu edad…”. Motívalo con amor, no con presión.

Recuerda que como padres ustedes tienen mucha influencia en su pequeño, por eso es importante que lo ayuden a desarrollarse sanamente. Pero, la habilidad social es algo que él necesita desarrollar sin sentirse forzado.

Vía: iMUJER.